En este post de Herboteca Natural os queremos hablar sobre los edulcorantes naturales. Más allá del azúcar refinado y los edulcorantes químicos, existen varias alternativas más saludables que te haremos llegar en este post. ¡Sigue leyendo!

El uso del azúcar y de algunos edulcorantes supone una cuestión más de placer que de necesidad ya que no tienen un aporte vitamínico para nuestro organismo. Realmente lo que contienen son grandes dosis de azúcares simples que aumentan los niveles de glucosa y perjudican nuestra salud. 

Por eso, hay que hacer una diferenciación entre edulcorantes naturales y artificiales. Los artificiales o sintéticos son aquellos que contienen elementos como la sacarina, aspartamo o ciclamato y de los cuales ha quedado comprado que no tienen ningún beneficio para la salud. Por su parte, los edulcorantes naturales son aquellos que no tienen sustancias químicas y que contienen minerales y vitaminas que tienen beneficios para nuestra salud y son recomendados para los diabéticos. Además estos edulcorantes naturales nos ayudan a bajar de peso, a controlar el consumo de azúcar y nos ayuda a cuidar los dientes ya que no produce caries.

Hemos de partir de la base que ningún edulcorante es beneficioso para la salud, a excepción de la stevia. Pero, si deseamos endulzar determinados alimentos, mejor que lo hagamos con edulcorantes naturales de procedencia biológica que no poseen sustancias químicas cancerígenas y contienen fibra además de algunas vitaminas y minerales saludables. Aunque no o lides que también contienen hidratos de carbono, sobre todo azúcares simples que son los más perjudiciales para la salud.

¿Por qué decimos que la stevia es el mejor edulcorante? Esta bonita alternativa nos proporciona un sabor hasta 300 veces más intenso que el del azúcar y además no contiene ninguna caloría y es muy beneficioso para nuestra salud porque regula la diabetes y la hipertensión además de tener un efecto cicatrizante y propiedades antibacterianas para combatir los hongos.

En nuestro país aún no está muy consolidado su uso, pero en países de Asia y Sudamérica es muy frecuente. Pero que eso no te preocupe. Existen muchos más edulcorantes naturales.

El azúcar integral es uno de ellos. A partir de la melaza o miel de caña y tras un proceso natural, se obtiene el azúcar de caña. Existen algunas variedades como Panela, Mascobado o Rapadura. 

La melaza como tal es un edulcorante natural fantástico. Molemos la caña de azúcar y luego cocinamos ese jugo hasta que se evapore el agua. ¡Ah! No te olvides de las melazas que son edulcorantes naturales obtenidos a partir de cereales como el arroz, maíz… Suelen tener un sabor muy suave.

Otro edulcorante natural es el concentrado o sirope de manzana, muy típico en países nórdicos. Se obtiene cocinando a fuego lento el zumo de manzana y nos aporta un sabor suave y muchos de los nutrientes de la manzana.

También tenemos la fructosa que es muy habitual que sea usado en productos aptos para los diabéticos. Se consigue de las frutas y tiene un sabor, color y textura muy similar al azúcar refinado.

La miel es un imprescindible en esta lista. Un clásico que nunca falla y que para endulzar infusiones es fantástica.

Por otro lado, encontramos los siropes. El de agave y el de arce son geniales. El primero de ellos se obtiene del cactus y nos ayuda a regular los niveles de glucosa. Por su parte, el de arce es muy rico en nutrientes y famoso por ser el ingrediente principal de la dieta de Sirope de Savia.

Como ves, hay un sinfín de edulcorantes naturales y todos, los encontrarás en Herboteca Natural. ¿Necesitas asesoramiento? ¡Pásate por nuestra tienda de Triana o por nuestra tienda de Los Remedios y estaremos encantados de echarte una mano!